FALSOS TÓPICOS

falsos gato

“LOS GATOS SON POR NATURALEZA VENGATIVOS"                                                  

¡Pues será porque han aprendido de nosotros! Los gatos no son vengativos; como mucho, cautelosos (lo cual demuestra su notable inteligencia). Nadie que haya convido [honestamente] con gatos puede afirmar tal cosa.  

“LOS GATOS DAN MALA SUERTE"                                                                                     

A los únicos a quienes “dan” mala suerte los gatos negros es a ellos mismos, por convivir cerca de animales supersticiosos y malvados: los humanos. El color negro ha sido desde siempre asociado con el mal presagio: ¡otra chorrada! Porque de tales estupideces los humanos vamos sobrados. Si acaso eres de los que tienes metidas estas tonterías en la cabeza, háztelo mirar. La mejor terapia es una buena dosis de sentido común, y listo.  

"LOS GATOS DOMÉSTICOS `SE LAS APAÑAN´ EN LA CALLE"                                    

Los gatos acostumbrados a vivir en un hogar pertenecen a un clan (una familia, vamos). Dejarlos en la calle constituye un crimen, con lo que sus autores bien merecen el calificativo de «criminales». La calle no es un buen lugar para ningún animal que dependa de la comunidad humana, pues en ella acechan un sin fin de peligros. ¿a que a ti te gusta estar bajo techo, calentito y rodeado de amigos? ¡Pues a ellos lo mismo!

  

falsos serpiente

  “DIOS CASTIGÓ A LA SERPIENTE EN LA BIBLIA”                                                          

No parece que la Biblia sea el mejor ejemplo de `obra científica´. Por fortuna, pues recomienda arrasar sin piedad a los pueblos impíos y lapidar a la adúltera, entre otras muchas lindezas. ¡Y mejor si no le hacemos caso por cuanto a los animales! Seamos serios. Las culebras –y demás fauna reptiliana– no son ni `buenas´ ni `malas´ sino a nuestros ojos prejuiciosos. Idéntico consejo que con los sapos: déjalas en paz y sigue tu camino.

 

 falsos rana

“LOS SAPOS ESCUPEN”                                                                                                          

¡Los sapos no escupen! Nadie ha podido documentar jamás tal cosa, simplemente porque no es cierta. Lo único que hacen los pobres es exudar una sustancia irritante a través de cierta glándulas situadas a ambos lados del cuello, y lo hacen para ahuyentar posibles depredadores. Razonable, ¿no? Si no se les molesta, ellos seguirán su camino, y convendría que nosotros el nuestro. ¡Tan sencillo como eso!

 

falsos perro

 “MUCHOS PERROS SON `POTENCIALMENTE PELIGROSOS´”                                  

Objetivamente, somos bastante más peligrosos nosotros para los perros de lo que lo son ellos para nosotros. La etiqueta PPP responde a nuestras paranoias, de las que sin embargo salen muy malparados, pues ello les complica muchísimo la vida, hasta el punto de ser sacrificados ante una vida sin expectativas dignas. La calificación arbitraria de `perro potencialmente peligroso´ es en realidad una más entre las canalladas que cometemos contra estos seres de naturaleza amistosa y fiel. 

 

falsos cerdo

“LOS CERDOS ESTÁN SIEMPRE ENTRE PORQUERÍA”                                                   

¡Pues no parece que ello nos impida matarlos en masa por el mero sabor de su carne! Como todo bicho que se precie, los cerdos se cuidan de su higiene y del calor: cuestión de simple supervivencia (carecen de glandulas sudoríparas). En cualquier caso, no deja de ser «curioso» que los humanos consideremos `terapia de alto standing´ los baños de barro, al tiempo que los vemos con malos ojos en otras especies.

Y conviene recordar que, si se les da la oportunidad, los cerdos son tipos amistosos, que en lo fundamental tienen nuestros mismos gustos. ¿De verdad no crees que este sea un cerdo feliz?

  

cuervo

“ALGUNAS AVES ANUNCIAN MALOS PRESAGIOS”                                                     

Las aves denominadas «carroñeras» se dedican a `sus labores´: ni más ni menos. Las especies pescadoras pescan, las insectívoras comen insectos, y las carroñeras… ¡cadáveres! Pinta lógico, ¿no? En realidad, todas las especies tienen su lugar y su papel en la Naturaleza. Por cierto… ¿nos hemos parado a pensar que parte de su comida se la proporcionamos nosotros mismos, al acabar con la vida de propios y extraños por las razones más peregrinas? 

 

raton

“LOS ROEDORES TRANSMITEN ENFERMEDADES MORTALES”                                

La mayor fuente de infecciones en humanos provienen de nuestros propios congéneres, no nos engañemos. Ratas y ratones viven sus vidas lo mejor que pueden y les dejamos. Ciertas fobias son lícitas –y con frecuencia incontrolables–, pero hemos de pensar que sus intereses son para ellos tan importantes como para nosotros los nuestros. Nos parecemos a ellos en que somos animales, vertebrados y mamíferos. ¡En realidad, somos familiares cercanos! ¿Nos hemos parado a pensar alguna vez cómo deben de sentirse en el cepo o tras ingerir veneno? Si de verdad queremos que se mantengan alejados de nuestro entorno, hay fórmulas humanitarias para conseguirlo.