LA CUADRILLA DE BLUSAS "BATASUNA" RENUNCIA A SACAR CERDITOS VIVOS

Tras la denuncia presentada por ATEA y la gran repercusión mediática del hecho, la cuadrilla de blusas Batasuna renunció a sacar cerditos vivos en el tradicional paseíllo del 9 de agosto por las calles de Vitoria, cumpliendo así esta vez la Ley Vasca de Protección Animal. Por tanto, hemos conseguido nuestro objetivo.

 Y ellos han conseguido descender un peldaño en su escala moral, pues, incapaces de aceptar las normas que vertebran una sociedad democrática, se acompañaron de los cadáveres de los animales, al tiempo que exhibían una pancarta donde podía leerse BATASUNA NO MALTRATA ANIMALES. ATEA CONSIGUE SACARLOS MUERTOS. Ambas cosas son manifiestamente inciertas, pues los miembros de este grupo han estado en efecto maltratando cochinillos durante varias ediciones del llamado “Día del guarro” (ellos mismos lo reconocen implícitamente cesando en su empeño). Y desde luego no es ATEA la responsable de la muerte de los cachorros, pues hubieran terminado de igual forma sin nuestra intervención. La consecución de nuestros propósitos consiste en haber evitado a los animales un sufrimiento adicional por completo gratuito. Mientras tanto, desde ATEA seguimos luchando para que la muerte de animales por motivos gastronómicos quede algún día abolida.

Pero cabe añadir en un caso tan grosero al menos una reflexión adicional, referente al más que dudoso gusto mostrado por la cuadrilla al frivolizar con la comida (la mayor parte de la sociedad sigue considerando así a ciertos animales) en un mundo donde un tercio de su población padece desnutrición severa. Los alimentos, de serlo, son una necesidad, pero nunca debieran ser asumidos como un elemento lúdico.

ATEA se congratula de que la ley se haya cumplido esta vez, y manifiesta su completa seguridad de que en pocos años este episodio (con animales vivos o muertos) apenas constituirá una parte triste de la iconografía fotográfica local.


Deja tus comentarios

Enviar un comentario como invitado

0
terminos y condiciones.
Back to top